Te demostraré que sí sirve para algo

Titulo: Te demostraré que sí sirve para algo´
Categoría: Naruto   Personajes: Naruto X Sai.
Serie: Pasión en las termas
Género: yaoi
Clasificación: +18 años
Advertencia: Lemon.
Capitulo: One-shot
Resumen: En unas termas antes de su misión, Naruto, ya harto de las burlas de Sai, quiere demostrarle para lo que sirve y el lindo pelinegro no entiende como quiere hacerlo cuando el rubio salta sobre él.
Nota: es el primer fic de la serie que he creado titulada Pasión en las termas, constituida por varios fics cortos de distintos animes desarrollados en termas.

— ¡Sai, deja de mirar mis partes!—Naruto miraba furioso al pelinegro que no quitaba la vista de su miembro.
Estaban en unas termas antes de llevar a cabo su misión, según Yamato-taicho, para conocerse y llevarse mejor. Ya se habían quedado los dos jóvenes solos en las calientes aguas.
—No grites tanto Naruto—aquella característica sonrisa falsa apareció en el rostro del pelinegro—, es que me preguntaba si esa cosita sirve para algo.
— ¡¡¿Que si sirve para algo?!!—Naruto ya estaba rojo de furia— ¡¿Quieres que te demuestre si sirve o no?!
El rubio se puso frente a Sai, mirándolo con decisión.
— ¿Q-que vas a hacer?—preguntó Sai poniéndose nervioso por la cada vez mayor cercanía del rubio.
—Estoy harto de que te burles de mí, voy a quitarte esa falsa sonrisa a la fuerza.
“— ¿Va a pegarme? Después de lo que le dijo Yamato-taicho?”
El rubio agarró el rostro pálido del pelinegro y acercándose a él lo besó intensamente. Sai estaba paralizado, no sabía como reaccionar. La lengua del ojiazul lamía los labios del pelinegro mientras una de sus manos de deslizaba por su pecho y pellizcaba los pezones que enseguida se endurecieron. El pelinegro no podía evitar soltar algunos gemidos, aquella era una situación nueva para él y aquellas sensaciones también. Naruto comenzó a besar su cuello dejando pequeñas marcas rojas a su paso. Bajó una mano hasta el miembro algo erecto de Sai y comenzó a masturbarlo despacio.
— ¿Q-qué es… ah… esto?—dijo el pelinegro apretando fuertemente los ojos.
—No me digas que nunca te has masturbado, jeje ¿ni siquiera sabes lo que es el sexo?
— ¿Se-sexo? Pero no… ah! Eso solo pueden u-un hombre y una mujer.
— ¿Eh? No digas chorradas, no vas a librarte de mí con una tontería como esa. Yo voy a demostrarte que dos hombres pueden hacerlo y ya verás cuanto lo disfrutas.
Puso al pelinegro boca abajo sobre el suelo dejando sus piernas colgando en el agua, Sai intentó levantarse y escapar pero Naruto se apresuró e hizo un par de copias suyas, quienes inmovilizaron al pelinegro.
—No vas a ir a ninguna parte.
Naruto acarició su trasero y comenzó a lamer su entrada.
— ¡Ah! ¡No! ¡¡Para!!—Sai se retorcía pero era inútil, apenas podía moverse con las dos copias de Naruto sujetándole mientras aprovechaban para lamer y mordisquear su espalda y cuello.
—Relájate, sino será doloroso.
El rubio metió un dedo en su entrada y todo el cuerpo del pelinegro se estremeció al sentir los movimientos circulares en su interior.
— ¡Ah! ¡¿Qué haces?! Ah!
—Tengo que dilatarte antes de metértelo.
— ¿Meter el qué?
— ¿Tu qué crees?—Naruto rozó su erección con las nalgas del pelinegro.
— ¡Ah! No, no puedes, eso n-no puede entrar—Sai estaba aterrorizado y no era capaz de pensar con claridad, aquellas caricias y besos nublaban su mente.
— ¿No decías que era pequeña? Entonces seguro que entra, solo espera un poco más y tu mismo lo comprobarás.
Naruto metió un segundo dedo ignorando las quejas del pelinegro y enseguida fue un tercero.
—Bueno, creo que esto ya está.
Naruto deshizo sus clones, bajó al pelinegro y lo encaró. Le dio un húmedo beso explorando la cavidad con su lengua. Levantó sus piernas y comenzó a penetrarlo despacio.
— ¡Ah! ¡No! ¡¡¡Du-duele!!!—la voz del pelinegro estaba temblorosa y su rostro cada vez más sonrojado. Naruto penetraba poco a poco en el interior de Sai mientras observaba su linda expresión.
“— ¿Qué es esto? ¿Qué siento? Yo solo quería demostrarle que valía para algo pero cuando lo miro ¿Por qué siento esto? ¿Por qué deseo abrazarle y besarle? ¿Por qué deseo estar con él más que nada? No entiendo.
Naruto abrazó al pelinegro sin dejar de entrar y salir de su interior. Sai correspondió al abrazo, extrañamente se sintió bien. Su mente estaba en blanco, solo podía concentrarse en experimentar aquel nuevo placer que recorría todo su cuerpo.
— ¡Ah! Sai, voy a venirme.
— Na-Naruto… ¡ah! ¡¡¡No puedo más!!!
Ambos jóvenes se vinieron a la vez, con sus gemidos de placer entremezclados. Se quedaron abrazados quietos hasta que sus corazones se calmaron.
— ¿Ves como si sirve para algo?—dijo Naruto mirando los ojos oscuros de su compañero sonriendo ampliamente.
— ¿Has hecho esto solo por lo que te dije? Es muy vergonzoso—Sai agachó la cabeza sonrojado.
— ¿No te ha gustado?
—No he dicho eso.
—Jeje, en ese caso repitámoslo—propuso Naruto.
— ¿Re-repetirlo?
— ¡¡Sí!! Muchas, muchas veces y mucho mejor.
—Pe-pero yo n- —el rubio calló a Sai con un intenso beso y comenzó a acariciar su cuerpo de nuevo.

FIN

4 comentarios:

  1. Woow Es increible el fic, nunca me habia imaginado esta pareja, es muy excitante

    ResponderEliminar
  2. waaaa...ese fic estuvo genial...esa pareja no es q me fascinara (antes)...pero ahora =D

    ResponderEliminar
  3. Francamente me exite y se me erecto de verdad

    ResponderEliminar